Published On: dom, Mar 17th, 2019

Robles y Turner, las turbinas de Nacionales listos para volar en bases

WEST PALM BEACH- Los Nacionales tienen mucho interés en ver si la velocidad puede ser un factor en el 2019.

“Obviamente si la tienes, la usarás a tu favor”, declaró el antesalista de los capitalinos, Anthony Rendón.

El conjunto de Washington la tiene. En el 2019 el club será uno de los más rápidos, según la Velocidad de Corrido de Statcast. En el torpedero Trea Turner y el jardinero dominicano Víctor Robles, los Nacionales tendrían a dos de los jugadores más veloces en todo el béisbol.

La velocidad también significa agresividad.

“Definitivamente”, reconoció Rendón. “Si el otro equipo comienza a pensar en eso, pueden dejar un lanzamiento en medio del plato o podrían tirar más bolas. Es otro aspecto del juego”.

Las bases robadas son menos importantes ahora que en cualquier punto en la historia del béisbol. Cuando Whit Merrifield de los Reales encabezó las Grandes Ligas con 45 estafadas el año pasado, fue la menor cantidad para un líder de la Gran Carpa en 55 años.

¿Recuerdan cuando Rickey Henderson se robó 130 almohadillas en 1982 y Vince Coleman se estafó 110 en 1985? Con un éxito del 81%, Coleman sería un arma en cualquier era.

Por eso es clave ser eficiente.

“No puedes solamente salir y correr”, expresó Eaton. “Debes tener un porcentaje alto. Hace unos años era aceptable tener 70% de éxito. Ahora debes estar al 80-85%”.

Turner fue segundo en las Grandes Ligas con 43 estafadas en el 2018 y tuvo un 83% de éxito. Con esa clase de arma tiene sentido emplearla.

“La analítica ha demostrado dónde puedes aprovechar para intentar anotar más carreras”, explicó Turner. “Es algo que le pone presión al otro equipo y con eso puedes compensar si tienes debilidades en otros aspectos. Si te robas algunas bases, puedes marcar la diferencia en el juego”.

A algunos bateadores no les gusta que el corredor intente robarse bases durante sus turnos porque puede ser una distracción. Pero a Rendón no le molesta y podría verlo varias veces con Turner y Eaton en el lineup antes que él.

“Si Trea está en la primera base cuando esté bateando, debo ser un poco más paciente porque quiero darle la oportunidad de robarse la segunda base”, señaló Rendón. “Le dije a Trea que, si logra un buen salto, no me importa si tengo un strike, veré otro. No cambiaré mi estrategia ni estaré intimidado con dos strikes. Estoy dispuesto a hacerlo si el resultado es que esté en la segunda base”.

En lo que se espera que sea una lucha reñida entre cuatro clubes por la División Este de la Liga Nacional, cada paso podría ser bastante importante. Los Nacionales ven esto como parte de un plan más grande: aprovechar cada aspecto de su juego.

“Podemos ser una amenaza de varias maneras”, agregó el piloto Dave Martínez.