Published On: lun, Jun 10th, 2019

Lleva 15 jonrones y 45 CE; Marte, candidato silente a Juego Estrellas… titularidad incluida

SANTO DOMINGO (original mlb)- Cuando analizamos el Oeste de la Liga Nacional, se perfilan ciertos jugadores como opciones obvias para estar en el próximo Juego de Estrellas. Todo mundo sabe que Cody Bellinger de los Dodgers o Nolan Arenado de los Rockies probablemente estén en Cleveland, pero, ¿quiénes son esos candidatos “por debajo del radar” que los fanáticos deberían tomar en cuenta a la hora de votar?

Vistazo a cada jugador por equipo en el Oeste de la Liga Nacional:

D-backs: Ketel Marte

Marte llegó a los entrenamientos con 12 libras de músculo extras y eso le ha redituado en el plato, ya que ha superado su marca personal de cuadrangulares en una campaña (14). El mayor avance para el bateador ambidiestro dominicano ha llegado desde el lado izquierdo de la caja de bateo, donde no sólo trata de hacer contacto con la bola, sino que se está concentrando en conectarla con autoridad. Su velocidad de salida promedio desde el lado izquierdo está casi a la par con la de su compañero venezolano David Peralta, ya que Marte se encontraba entre los mejores 30 en esa categoría con al menos 100 visitas al plato bateando a la zurda. Su habilidad para patrullar el jardín central por primera vez en su carrera ha sido de gran ayuda para los D-backs.

El camarero dominicano no sólo ha bateado con autoridad en abundancia, sino que parece más un cuarto bate que cualquier «slugger», con sus 45 vueltas remolcadas hasta el domingo, que lo convertiría ya en titular en la contienda de media temporada.

Dodgers: Joc Pederson

Con justa razón, Bellinger merece acaparar bastante atención, pero Pederson también está teniendo una campaña destacable, mientras comienza a desplegar todo ese potencial que ha tenido por años. Pederson no inicia la mayoría de los partidos ante abridores zurdos debido a la gran profundidad que tienen los Dodgers, pero aun así se ha hecho sentir con excelentes números de OPS, slugging, cuadrangulares y bases por bolas recibidas. Todo eso se debe a que ha arrasado con el pitcheo derecho. Previo a la jornada del sábado, cada uno de sus 18 cuadrangulares llegaron ante lanzadores derechos, la mejor cantidad en las Mayores. Bateando en la cima del lineup, Pederson ha sido la chispa para una ofensiva que encabeza la liga en carreras anotadas y OPS.

Gigantes: Pablo Sandoval

Como utility, técnicamente Sandoval ni siquiera está en la boleta para el Juego de Estrellas este año, pero el Panda ha sido el mejor bateador de los Gigantes y ha surgido como una fuente constante de energía y vida en medio de otra difícil temporada para San Francisco. El venezolano lidera las Mayores con 11 imparables como emergente, siete de los cuales han sido extrabases, e incluso lanzó una entrada en blanco en labor de relevo a principios de este año. Sandoval encabeza a los Gigantes en WAR (Victorias por Encima del Reemplazo), de acuerdo con Baseball-Reference.com, reforzando aun más su argumento para ser convocado a su tercer Juego de Estrellas de por vida y su primero desde el 2012.

Padres: Hunter Renfroe

Renfroe ni siquiera inició como titular en el Día Inaugural para los Frailes, y pasó la mayor parte del primer mes de la campaña en la banca. Pero su resurgimiento con el madero lo ha hecho obtener turnos de manera regular – y posiblemente ser considerado para el Juego de Estrellas. El corpulento patrullero izquierdo lidera el club en OPS y ha sido quizás el bateador más valioso a la ofensiva para el aguerrido equipo de los Padres este año. Renfroe no sólo compite por el liderato del equipo en jonrones, sino que también varios de esos estacazos han llegado en momentos oportunos. El grand slam de oro que les conectó a los Dodgers el 5 de mayo ha sido la jugada más destacada hasta ahora para San Diego. Además, Renfroe ha brillado en el bosque izquierdo, donde ha exhibido un gran alcance y un potente brazo.

Rockies: David Dahl

Una de las razones por las que los Rockies decidieron dejar en libertad al venezolano Carlos González fue la anticipación de que Dahl podría aportar una producción estelar con el madero. Bueno, previo a la jornada del sábado, Dahl ocupaba el segundo puesto en la Liga Nacional con .338 de promedio de bateo. Sólo cuenta con cinco jonrones, pero de acuerdo con Statcast encabezó las Mayores en promedio de bateo en batazos conectados con autoridad puestos en juego y el quinto puesto en Grandes Ligas en promedio de batazos conectados con autoridad, indicadores de que un jugador no se está beneficiando simplemente de la buena suerte, sino que está conectando la bola con bastante consistencia y fuerza.